Houston dará candela en la División Suroeste

Aunque la costa oeste de Estados Unidos dominó la fanfarria durante el verano con las transacciones que se dieron en los dos equipos de Los Ángeles (Lakers y Clippers) y en los subcampeones Warriors de Golden State, en el estado de Texas no se quedaron de brazos cruzados y los Rockets de Houston agregaron a Russell Westbrook a su plantilla y sumaron un par de trespuntistas y hombres grandes de rol para poder competir de tú a tú por la supremacía en la Conferencia Oeste.

Sus correligionarios estatales Spurs de San Antonio y Mavericks de Dallas también hicieron algunas movidas menores para hacer su corrida hacia los playoffs, mientras que los Pelicans de Nueva Orleans y los Grizzlies de Memphis dieron rienda suelta a sus respectivos procesos de reestructuración y parece que serán competitivos más rápido de los anticipado.

Con esto en mente, pasamos analizar la División Suroeste, que es nuestra sexta y última previa divisional previo al inicio de la NBA hoy, 22 de octubre. Aquí nuestras predicciones:

ROCKETS DE HOUSTON

Posible cuadro:

Russell Westbrook (6’4” – PG), James Harden (6’5” – SG/PG), ), Danuel House Jr. (6’7”- SF), P.J. Tucker (6’5” – PF), Clint Capela (6’11” – C).

Principales reservas:

Eric Gordon (6’4” – G/F), Thabo Sefolosha(6’7”- G/F), Austin Rivers (6’3”- PG),  Nené Hilario (6’10”- C), Gerald Green (6’8”- G/F), Tyson Chandler (7’1”- C), Ben McLemore (6’5”- SG), Isaiah Hartenstein (7’0”- F/C), Chris Clemons (5’9”- PG), Ryan Anderson (6’11”- PF).

Dirigente: Mike D’Antoni

Perspectiva:  La estrategia del dirigiente Mike D’Antoni con un equipo repleto de francotiradores, liderados por James Harden, parece ser: ¡Vamos a ganarte a bombazo limpio!

La temporada pasada, los Rockets lanzaron un récord histórico de 45.4 intentos de triple por juego y también anotaron la friolera de 16.1 triples por juego para un sólido 35.4%, lo que implica un promedio de 48.3 puntos de los 113.9 puntos que produjeron por juego en el 2018-2019. O sea, un 42.4% de su ofensiva es a base de triples anotados. De hecho, los Rockets fueron el único equipo la pasada campaña en hacer más intentos de triples (45.6) que intentos de dos puntos (42).

Con un Harden que es sumamente difícil de contener defensivamente a nivel individual, debido a su capacidad creadora de triples lanzando en movimiento y la amenaza de que puede dejar atrás a cualquiera atacando el aro con su veloz primer paso, muchos equipos tenían que escoger su veneno: doblar defensivamente a Harden y arriesgarse que él pasara el balón a uno de los trespuntistas en las esquinas (Eric Gordon, P.J. Tucker, etc.) para un tiro abierto o a Clint Capela cerca del aro para un donqueo o arriesgarse en cobertura individual, donde no era mucho mejor, pues Harden lideró la liga con 36.1 puntos por juego, incluyendo 4.8 triples por juego.

Houston es bastante eficiente moviendo el balón en el perímetro buscando el lanzador solo, siempre y cuando Harden salga de la bola con tiempo. Pero en muchas ocasiones se quedaba en el ‘yoyo’ eterno, lo que creó ronchas con el base Chris Paul, quien buscaba fomentar un juego más movido y donde el resto de la comparsa no estuviera casi todo el tiempo estacionado esperando a ver qué hacía Harden con la bola.

Hay que ver ahora cómo serán los ajustes en cancha al salir de Paul y traer a otro jugador que domina bastante el balón en “Mr. Triple-Doble” Russell Westbrook. A juzgar por su desempeño en la pretemporada, los números de Westbrook van a sufrir notablemente pues Harden sigue dominando bastante el balón. Pero el mero hecho de tener a Westbrook en cancha es otro disuasivo a equipos rivales de que puedan doblar a Harden, siempre y cuando Westbrook tenga suficientes toques para atacar el aro y hacer pensar dos veces a la defensa contraria de ejecutar ayudas. Encontrar ese balance va a tomar un tiempo, aunque ambos hayan jugado antes juntos en Oklahoma City, pues en aquel tiempo ambos tenían diferentes roles. 

Respecto a la defensa colectiva de los Rockets, mucho crédito se le da a la presencia en la pintura del taponero Clint Capela, pero la realidad es que la defensa colectiva de los Rockets es menospreciada. Por ejemplo, Houston fue uno de solo uno de 11 equipos que permitieron menos de 110 puntos anotados por juego a pasada campaña. (113.9 anotados vs. 109.1 permitidos para un diferencial de puntos de +4.8).

Pero eso no es todo. Fueron el tercer equipo que menos triples permitió por juego (10.1) y el tercero que menor porcentaje de triples permitió (34%), además de terminar en quinto lugar en cortes de balón por juego (5.8). Para esta temporada agregaron al especialista defensivo Thabo Sefolosha y al veterano taponero Tyson Chandler. Este es otro equipo que viene este año pensando en ‘campeonato o nada’.

Predicción: 53-29.

Houston Rockets vs. Miami Heat

SPURS DE SAN ANTONIO

Posible cuadro:

Djounte Murray (6’2”- PG), DeMar DeRozan (6’6”- SG), Derrick White (6’5”- G/F), Rudy Gay (6’10”- F), LaMarcus Aldridge (6’11”- F/C).

Principales reservas:

Patrick Mills (6’2”- PG), Lonnie Walker (6’5”- G/F), Marco Belinelli (6’5”- G/F), Trey Lyles (6’5”- G/F), Jakob Poetl (7’’1”- C), DeMarre Carroll (6’6″- F), Luka Samanic (6’11”-F), Keldon Johnson (6’5”- SG).

Dirigente: Gregg Popovich

Perspectiva: El dirigente Gregg Popovich hizo un milagrito la pasada temporada al llevar a los Spurs a los playoffs y tenerlos cerca de eliminar a los Nuggets de Denver en primera ronda a pesar de jugar sin su armador titular Djounte Murray toda la campaña debido a una lesión de rodilla. Con esto Popovich extendió su racha de 22 temporadas llegando a playoffs. ¿Podrá hacerlo por 23 en línea y en una Conferencia Oeste que sigue mejorando?

La buena noticia es que precisamente Murray regresa de su lesión y, por lo que se ha visto en pretemporada, llegó en muy buena condición de juego. Su ausencia en 2018-2019 dio pie al desarrollo de jugadores como el alero Derrick White y el base suplente Bryn Forbes para que adquirieran confianza y experiencia, amén de que LaMarcus Aldridge y DeMar DeRozan se afincaran como los líderes del equipo. Ahora con surreso a cancha, el ataque con el pick-and-roll en ofensiva y la defensa de perímetro serán aún más eficientes.

Hablando de eficiencia, ningún equipo en la liga fue más certero a nivel global que los Spurs en su ejecución y sus números no mienten. La pasada temporada terminaron primeros en eficiencia de porcentaje en triples (39.2%), primeros en eficiencia en porcentaje de tiro libre colectivo (84.9%) y segundo en eficiencia de porcentaje de campo (47.8%). Ya saben porqué llegaron a playoffs y porqué van a regresar nuevamente a pesar de que algunos aseguran que este año no llegan. El juego inteligente, los tiros de alto porcentaje, el pase extra y la sólida defensa colectiva de los Spurs siempre le dan oportunidades reales de triunfo casi todas las noches.

Predicción: 48-34.

San Antonio Spurs vs. Houston Rockets

MAVERICKS DE DALLAS

Posible cuadro:

Delon Wright (6’7”- PG), Courtney Lee (6’7”- G/F), Luka Doncic (6’9”- SF/PG), Kristaps Porzingis (7’2”- F/C), Dwight Powell (6’10”- F/C).

Principales reservas:

José Juan Barea (5’11”- PG), Maxi Klebler (6’11”- PF), Tim Hardaway Jr. (6’6”- SG), Seth Curry (6’2”- SG/PG), Boban Marjanovic (7’3”- C), Ryan Broekhoff (6’8”- F), Dorian Finney-Smth (6’8”- F).

Dirigente: Rick Carlisle

Perspectiva: El point-forward esloveno Luka Doncic fue un fenómeno como novato, pero él por sí solo no podía hacer magia y llevar a los Mavericks a playoffs durante su primera temporada. Necesitaba ayuda y los Maverckcs le trajeron al centro/delantero letonio Kristaps Porzingis desde Nueva York, que aunque viene de una lesión de rodilla, lleva más de 15 meses entrenando su físico y parece más a ‘Drago’ el personaje de la película ‘Rocky IV’ que al flácido Porzingis de hace dos temporadas con los Knicks. Esto es lo más cercano a las duplas que tuvieron los Mavericks en la década del 2000 con Dirk Nowitzki y Steve Nash y luego Nowitzki con Jason Kidd, pero con más estatura en cada posición. Claro, hay que ver cómo Porzingis ha continuado desarrollando su tiro y sus movimiento ofensivos durante su descanso forzado para que Dallas tenga una segunda voz ofensiva consistente en el ataque.

Otro que viene de lesión y aparenta llegar en buen ritmo lo es nuestro José Juan Barea, que parece que es de esos atletas que sana ‘rápido’ pues regresa antes de los esperado de su lastimadura en el tendón de Aquiles. Claro, todos conocemos de la excelente ética de trabajo de Barea y esperamos que pueda desempeñarse a plenitud. Por si las moscas, los Mavericks reforzaron la posición de armador con Delon Wright y Seth Curry, uno que prove buena estatura para la posición y le da a Dallas un cuadro alto y el otro que provee más de lo que en Dallas abunda: trespuntistas.

Precisamente, los Mavericks fueron de los equipos más activos la pasda campaña empleando el tiro largo tras figurar en cuarto lugar en triples intenatdos por juego (36.6) mientras finalizaban en penúltimo lugar en intentos de tiros de dos puntos (50.2) – solo detrás de Houston. La adición de Porzingis y del gigantón Boban Marjanovic ayudará a que haya un poco más de balance en esa ecuación y que existan más tiros de alto porcentaje cerca del aro.

Predicción: 45-37.

Dallas Mavericks vs. Los Ángeles Clippers

PELICANS DE NUEVA ORLEANS

Posible cuadro:

Lonzo Ball (6’6”- PG), Jrue Holiday (6’3”- SG/PG), Brandon Ingram (6’10”- SF), Zion Williamson (6’7”- PF), Derrick Favors (6’10”- C).

Principales reservas:

J.J. Redick (6’3”- SG), Nickeil Alexander-Walker (6’5”- SG/PG), Josh Hart (6’2”- PG/SG), Jaxson Hayes (6’11”- C), E’Twuan Moore (6’4”- G/F), Frank Jackson (6’0”- PG), Jahlil Okafor (6’11”- C).

Dirigente: Alvin Gentry

Perspectiva:  Tras recibir un caudal de activos desde las filas de los Lakers de Los Ángeles por Anthony Davis, tener flexibilidad salarial para hacer algunas movidas notables durante el periodo de agencia libre y aunar una excelente camada de novatos, hay grandes expectativas en Nueva Orleans de cara al futuro. Y todo parecía marchar de maravilla con los Pelicans logrando marca de 5-0 en pretemporada hasta que recibieron la noticia de que perderían a su cotizado novato Zion Williamson por hasta ocho semanas luego de una operación de menisco en la rodilla izquierda. Eso no pinta bien para este Hércules salatarín, que le vendría bien bajar unas 30-40 libras de masa corporal para que sus piernas tengan mayor durabilidad y pueda alcanzar el potencial que en un momento se vislumbró de él.

Por lo pronto, el equipo dependerá bastante de su excelente arsenal a larga distancia, que incluye al veterano Jrue Holiday, pero también al francotirador J.J. Redick y al menospreciado novato Nickeil Alexander-Walker (primo de Shae Gilgeous-Alexander) y quien me hace recordar un poco al argentino Emanuel ‘Manu’ Ginóbili por sus pases fantásticos y alto coeficiente intelectual de baloncesto.

Este es un equipo que demostró en pretemporada que mete bien el balón a distancia, que es desprendido en la ejecución a media cancha y que protege bien el aro con los taponeros Derrick Favors y el novato Jaxson Hayes en la pintura. SI Brandon Ingram y Lonzo Ball pueden tener una temporada reivindicatoria y Williamson regresa saludable, este equipo puede hacer un empuje hasta los playoffs.

Predicción: 36-46.

New Orleans Pelicans vs. Atlanta Hawks

GRIZZLIES DE MEMPHIS

Posible cuadro:

Ja Morant (6’2”- PG), Dillon Brooks (6’6”- SG), Kyle Anderson (6’9”- F/G), Jaren Jackson (6’11”- F/C), Jonas Valanciunas (7’1”- C).

Principales reservas:

Brandon Clarke (6’9”- F/C), Andre Iguodala (6’6”- SF), Jae Crowder (6’8”- F), Grayson Allen (6’3”- SG/PG), Justin Holiday (6’6”- G/F), Tyus Jones (6’2”- PG), Marko Guduric (6’6”- SG), Bruno Caboclo (6’9”- F).

Dirigente: Taylor Jenkins

Perspectiva: Los Grizzlies continuaron su proceso de reconstrucción este verano de forma productiva, saliendo del contrato grande del base Mike Conley para darle paso al estelar debutante Ja Morant, que para muchos es el principal candidato al premio de Novato del Año. Morant, que tienen un estilo similar a un joven John Wall, debe ser un jugador de impacto inmediato como anotador y pasador.

No conformes con eso, agregaron a otro novato notable en el taponero/rebotero Brandon Clarke, que ha lucido muy bien en pretemporada y que debe complementar bien la rotación de hombres grandes junto al lituano Jonas Valanciunas, el recién llegado veterano Jae Crowder y el prometedor Jaren Jackson, quien debe ser un futuro All-Star dentro de dos años.

Donde este equipo ha tenido unas carencias grandes en años recientes es en el tiro a larga distancia, algo que comenzaron a remediar con la llegada de Grayson Allen en el canje por Conley y con la firma del trespuntista serbio Marko Guduric. Sin embargo, aglutinar este talento joven y afinar tuercas tomará su tiempo, aún con veteranos como Crowder ayudando en el proceso. Van por buen camino, pero los playoffs no llegarán esta temporada.

Predicción: 27-55.

Memphis Grizzlies vs. Oklahoma City Thunder

¿Qué creen? ¿Cómo congeniarán Russell Westbroook y James Harden en Houston? ¿Podrá San Antonio llegar a playoffs por 23 temporadas consecutivas? ¿Cuánto mejorarán Dallas y Nueva Orleans? Déjame tus comentarios en mi página de Facebook Raúl Álzaga Deportes o en Twitter en @RauAlzaga

Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *